“Por lo tanto, cuando construyamos, pensemos que construimos para siempre. Hagámoslo de tal manera que nuestros descendientes nos lo puedan agradecer, y pensemos, mientras colocamos piedra sobre piedra, que llegará un día que dirán mientras contemplan nuestras obras, “¡Fijaos, esto es lo que hicieron nuestros padres por nosotros!”

John Ruskin, 1849

Avanza en Cali de manera entusiasta en su etapa final el centro comercial La Sagrada Familia, levantado sobre el histórico convento que entregó generaciones de ilustres damas bachilleres de la ciudad. Su próxima inauguración abre las puertas a la oportunidad de inversión sobre criterios que confluyen en el concepto urbanístico de ‘centro histórico’ que ya es toda una tendencia en Latinoamérica, maximizando el valor de largo plazo para las inversiones inmobiliarias.

Esta tipología atraviesa por un momento de enrutamiento bajo los nuevos paradigmas económicos y urbanos que replantean una serie de estrategias de revitalización de su identidad unificado en el desarrollo integrado de los centros comerciales; todo, en un ambiente de renovación y protección de las construcciones históricas que buscan su ‘reconfiguración’ a través de la introducción de nuevos programas que intentan convertirlo en un espacio mucho más público, siendo capaz de atraer a usuarios que de otra manera no encontrarían atractivo.

El dinamismo en el concepto de centro comercial, potencia desde el punto de vista financiero y comercial a reconocidas marcas de lujo que responden favorablemente al reto arquitectónico, cultural y social, haciendo su apuesta maestra de llegar directamente a este nuevo concepto de complejo comercial para zonas internacionales con servicios, hoteles y áreas para albergar el turismo y la inversión extranjera creciente y detonante en la construcción de una nueva propuesta de ciudad.

Categorías: Mi Blog

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *